Sistema de detección de focos de ruido. La empresa Iberacústica, integrada en el PCTCLM, implementa un método de detección y corrección de focos de ruido para silenciar el sector industrial.

La industria es un sector de por sí ruidoso. Cualquier proceso de fabricación genera ruido llegando, en muchos casos, a ser un verdadero problema para los que se encuentran expuestos al mismo.

Iberacústica, ingeniería y control del ruido, ha desarrollado un método de estudio acústico, basado en la detección de los focos de ruido mediante cámara acústica y un modelizado acústico en 3D.

Optimización de los tiempos de trabajo

Este método ha conseguido optimizar los tiempos de trabajo en más de un 40%.

Hasta el momento, cuando una empresa tenía un problema de ruido, los métodos utilizados para detectar el problema y solucionarlo se basaban en datos adquiridos a través de sonómetros o analizadores de espectros.

Los métodos anteriores daban información sobre la gravedad de la situación, pero no identificaban quién era el culpable de esos elevados niveles.

Identificación inmediata del foco ruido

Actualmente, el proceso es radicalmente distinto. Con la adquisición de la cámara acústica, que permite la identificación rápida y eficiente de fuentes de ruido mediante señales acústicas, la identificación del foco de ruido que buscamos es inmediata.

El equipo con el que se trabaja es un dispositivo móvil e inalámbrico que permite posiciones y ángulos de medición muy flexibles. Obteniendo información adecuada para solucionar tanto problemas de sonido como de vibración.

Instalación de la medida correctora más adecuada a cada caso

Partiendo de esta información obtenida y modelizando acústicamente la zona afectada, mediante softwares acústicos de última generación, se optimizan en gran medida las labores posteriores de diseño y fabricación. Lo que da como resultado la instalación de la medida correctora más adecuada a cada caso.

En resumen, desde la adquisición de datos acústicos hasta el análisis de datos, este innovador sistema de detección portátil lo ofrece todo en uno.

Las fuentes de sonido se pueden localizar y analizar en el acto. De esta manera, se optimiza el tiempo de los técnicos en valorar aquellos focos sonoros sobre los que hay que actuar. Por consiguiente, mejora los tiempos, tanto en detección, como en desarrollo de medidas correctoras. Así, se da la respuesta esperada para reducir el ruido en la industria.

Share This